martes, 25 de septiembre de 2012

Tricotín casero y artesanal paso a paso. Primera parte.

En ésta entrada voy a mostraros cómo podemos fabricarnos un tricotín.
En este caso he utilizado:
  • Canutillos de papel higiénico (tres o cuatro).
  • Horquillas para el pelo.
  • Papel de cocina.
  • Cola blanca.
  • Pinceles y brochas finas que no suelten pelo.
  • Una pizca de paciencia.
                                           ---   ---   ---   

Vamos allá...















Con unas tijeras hacemos un corte a lo largo a los canutillos de cartón, salvo al que va a servirnos de base
 

 





Aplicamos una capa generosa de cola blanca en el exterior del canutillo que hemos dejado sin cortar. 


Sobre éste vamos pegando poco a poco y apretando ligeramente el canutillo que hemos cortado antes.


No os preocupéis si queda un pequeño trozo sin cubrir con cartón. Cuando se haya secado completamente volvemos a encolar otro canutillo recortado de la misma manera, pero cubriendo ahora el pequeño trozo que nos había quedado sin cubrir antes. Dejamos secar y si queremos podemos repetir ésta operación una vez más para asegurarnos que tenemos una base suficientemente sólida.

Una vez que hemos encolado entre si varios canutillos y se ha secado la cola, tendremos ya un tubo con la consistencia suficiente para empezar a colocar las horquillas.


Aplicamos una mano abundante de cola blanca en la mitad superior del tubo y vamos colocando el número de horquillas que queramos a intervalos regulares. La cola blanca nos va a servir para que la horquillas se fijen y nos sea más fácil manipular el tubo en el siguiente paso.




















Mientras se va secando la cola recortamos tiras de papel de cocina.
Es mejor cortarlas con la mano que con tijeras, aunque queden más irregulares, ya que el corte recto de la tijera se marca con más facilidad al encolar.


Ahora tenemos que preparar en un bote aguacola. La aguacola es simplemente una pequeña cantidad de la misma cola blanca que hemos estado utilizando mezclada con agua. No conviene que esté excesivamente diluida. Yo suelo usarla o bien a partes iguales, o tres partes de cola y una de agua, según el caso.

Cuando la cola que ha sujetado las horquillas ya está seca, aplicamos en el tubo de cartón una ligera mano de la aguacola que hemos preparado, en la zona donde vayamos a pegar el primer trozo de papel de cocina. Se pone el papel por encima y se repasa suavemente con un poco más de aguacola, estirando las posibles arrugas. No os preocupéis si a pesar de todo quedan arrugas. El papel es tan fino que es casi imposible quitarlas del todo.




Así vamos aplicando trozos de papel hasta cubrir por completo el tubo. Cuando la primera capa esté seca debemos repetir el proceso varias veces más hasta que el tubo tenga un grosor de unos 4 o 5 mm. (el relieve de las horquillas por la parte exterior habrá desaparecido casi por completo). Es conveniente que vayamos alternando la dirección de las capas de papel, es decir, una en vertical, otra en horizontal...
Debemos también realizar este proceso por el interior del tubo para asegurar la sujeción de las horquillas y que el acabado sea más limpio. Según apliquemos capas de papel y de cola, el tubo irá engordando y endureciéndose.
Toda ésta labor de encolado del papel es en realidad una especie de trabajo de Papel Maché.

Cuando hayamos terminado de aplicar capas de papel, el tubo tendrá un aspecto más o menos así:





El tricotín estará fuerte y no se deformará ni se saldrán las horquillas al utilizarlo.


Llegados a éste punto, podríamos empezar ya a tejer con nuestro tricotín, pero está un poco soso aún.


Vamos a decorarlo... pero eso será en una próxima entrada.
Nos vemos pronto.

viernes, 21 de septiembre de 2012

Muñeco a tricot: SACARINO

Os presento a Sacarino.
Es un pequeño monstruíto patilargo hecho con lanas del "chino" (últimamente las uso mucho, pero es que las de marcas buenas son muy caras...).

Sacarino


Está tejido a dos agujas en punto jersey en varias partes (cabeza y cuerpo, brazos y piernas) cosidas luego entre sí. Como siempre lo he rellenado con Miraguano.


En éste caso un ojito es un botón y el otro y la boca son hebras de lana cosidas a la cabeza.
Mide aproximadamente 70 cm. de largo.


Es un monstruíto un poco seriote, pero muy bueno, formal y amoroso.





Le gustan las plantas y las flores y siempre que puede sale a  dar un largo paseo por los alrededores.














 Espero que SACARINO os haya gustado. Hasta pronto

jueves, 6 de septiembre de 2012

I-Cord

Os presento otra forma de hacer cordón también muy sencilla. Se trata del I-Cord, también conocido como "Idiot Cord" o "Ingenious Cord". Es una alternativa al uso del tricotín.

Esta manera de tejer cordones fue descubierta por Elizabeth Zimmermann, una famosa tejedora británica con multitud de publicaciones a sus espaldas. Llamó "I Cord" a esta forma de tejer cordón debido a que fue descubierta de manera accidental, tal vez por un despiste.

Se utilizan un par de agujas de doble punta y la lana o hilo que más os guste, del calibre adecuado para el grosor de las agujas. Montamos en una aguja el número de puntos que necesitemos, aunque lo ideal es que sean entre tres y seis, ya que con más puntos es difícil que el tejido se cierre y se haga el cordón. 

Una vez montados los puntos, los deslizamos hacia el otro extremo de la misma aguja. Ahora vemos que el hilo con el que se va a tejer, o sea el que viene del ovillo, queda a la izquierda: pasamos el hilo de tejer por detrás de la labor y tejemos la primera vuelta a punto derecho. En este tipo de tejido, se teje siempre el primer punto de la aguja. Ahora tenemos ya todos los puntos en la aguja derecha. Luego, sin girar la labor, se desliza el tejido hasta la otra punta de la misma aguja y seguimos tejiendo en punto derecho. Tened en cuenta que el hilo siempre va a quedar a la izquierda y que hay que pasarlo por detrás de la labor. 

Según se vaya tejiendo, conviene estirar de vez en cuando el cordón para que se vaya cerrando. Repetimos esta operación hasta obtener el largo de cordón que necesitemos.


Como dicen que una imagen vale más que mil palabras, y además me parece que me explico como "un libro cerrado", os dejo éste vídeo donde podéis ver una explicación muy clara de cómo tejer el "I Cord". Está en inglés, pero se entiende la técnica a la primera.

Como podéis ver en las imágenes de abajo, el resultado del cordón con "I Cord" en muy similar al obtenido con el tricotín. 






El uso que podremos dar a éste cordón es el mismo que al realizado con el tricotín.
Hasta pronto
 

sábado, 1 de septiembre de 2012

Tricotin 4: Cómo se utiliza el Tricotín

En esta ocasión os voy a mostrar cómo se utiliza el tricotín. Es una técnica muy sencilla y una vez que le coges el truco, un poquito "adictiva".
Se puede confeccionar el cordoncillo con hilo, lana, cintas, hilo metálico... Además se pueden hacer, cordones o tejidos tubulares, dependiendo del número de puntas que tenga vuestro tricotín; y también se pueden añadir abalorios.
Necesitaréis el tricotín (claro) una aguja lanera y un ganchillo o palillo para pasar los puntos.
Una vez que tengáis vuestro tricotín, la técnica básica consiste en hacer un nudo corredizo en un extremo del cabo de lana o hilo que vayáis a utilizar dejando unos 10-15 centímetros libres (dependiendo del largo de vuestro tricotín) e insertarlo en una de las puntas, dejando el resto de hilo libre por dentro del orificio del tricotín.



Este hilo que dejamos libre va a servir para estirar el cordoncillo de vez en cuando mientras lo tejemos. La punta donde hemos insertado el nudo será la número 1. Esto hay que tenerlo en cuenta a la hora de tejer el mismo número de puntos en cada vuelta.





Envolvemos el hilo por orden en las puntas siguientes formando un lazo en cada una de ellas, de manera tal que el cruce del hilo este en el interior del tricotín.









Cuando todas las puntas tengan su primer lazo, situamos una hebra de la lana por encima del lazo de la punta 1; con el ganchillo cogemos el lazo y lo pasamos por encima de la punta recogiendo la hebra que acabamos de mencionar. Esta operación la repetimos en cada una de las puntas y durante la longitud que queramos dar a nuestro cordón.
En algunos lugares, una vez que han pasado por primera vez los lazos en las puntas, dan un segunda vuelta de lazo antes de empezar a tejer. Os lo dejo a vuestro gusto.
Para cerrar el tejido sacamos con cuidado el cordoncillo del tricotín, cortamos un cabo de lana al final y enhebramos una aguja lanera que pasaremos por cada punto. Estiramos y cerramos con un nudo. (Las imágenes anteriores pertenecen a la revista "Labores del hogar", 584.)


Os dejo unas imágenes obtenidas en la Web, complementarias de la explicación anterior para que os hagáis una mejor idea.
Si os fijáis en unas ilustraciones dan las lazadas a la izquierda y en otras a la derecha. Yo lo hago como en la ilustración  en francés de más abajo (en el sentido de las agujas del reloj), pero cada uno puede elegir la manera en la que se encuentra más cómodo... el resultado final es el mismo.







Además, en este video, aunque está en alemán,  podéis ver de manera bastante clara cómo se usa el tricotín.
Y aquí podéis descargaros un Pdf en el que se explica cómo tejer una flor de tricotín para hacerte un broche. Muy sencillo para empezar.
Espero que os animéis... hasta otra.

*** Ninguna de las imágenes de esta entrada es mía. Han sido obtenidas en la Web. Si no hago referencia expresa en ellas es porque no recuerdo dónde las obtuve. Espero no vulnerar los derechos de sus autores. Si es así, por favor hagan un comentario y las retiraré inmediatamente. Gracias***