viernes, 21 de septiembre de 2018

¿Qué hacer con restos de lanas?: ¡PULPOS! (2ª parte)

¡Hola!.
Tal como os comenté en la entrada anterior, aquí está la segunda entrega "pulpera".
En este caso se trata de un pulpo súper gracioso diseñado por Vendulka Maderska, del blog Magic with hook and needles. Este pulpo me encantó desde el primer momento que lo ví en la web.


El patrón, gratuíto, está escrito en Inglés, pero aunque no lo habléis, con la fotos del proceso y cuatro nociones básicas no creo que os resulte complicado de entender.


En conjunto, el patrón es sencillo y el resultado muy bonito, pero he cambiado la forma en que la autora remata los tentáculos porque me resultaba complicado. Seguramente es mucho más fácil de lo que yo entendía, pero no conseguía que me saliera bien, así que en vez de tejer la cabeza del pulpo y cerrarla como ella hace, opté por tejer la cabeza y los volantes sin cerrar el pulpo; tejí los tentáculos tal y como ella explica, y luego, aparte, tejí una pequeña base a la que anudé por su interior los tentáculos. Luego sólo tuve que coser la base a la parte inferior de la cabeza del pulpo.



Sujetos de esta manera los tentáculos quedan firmes, pero no os recomiendo que, si la usáis, regaléis los pulpos a niños pequeños, porque son capaces de destripar cualquier cosa, así que, por si acaso...


También cambié un poco la manera de poner los ojitos (que en mi caso son de seguridad con un fondo de fieltro), y los coloretes, que están bordados.

Bueno, supongo que hacer un poco "mío" cada patrón es algo que nos ocurre a todas... ¿verdad?


He utilizado el mismo material que en el pulpo de la entrada anterior, que si recordáis era el Eco Cotton de Hilaturas LM trabajado con un ganchillo de 3 mm. Los ojitos son de seguridad, planos, de 7mm, y el fondo de los ojos está hecho con un poco de fieltro blanco. El relleno es hipoalergénico.


No se necesita mucho material para tejer estos pulpos, por lo que son perfectos para ir aprovechando restos que tengáis de otras labores.


En fin, me ha encantado tejerlos. Todos los trabajos de su diseñadora (Vendulka Maderska) son muy originales y coloridos y si os pasáis por su web (aquí) encontraréis numerosos diseños, tanto de pago como gratuítos, que seguro que os encantan.

¡Hasta pronto!

domingo, 9 de septiembre de 2018

¿Qué hacer con restos de lanas?: ¡PULPOS! (1ª parte)

Se acaba el verano... para la mayoría. Pero hay muchas personas que empiezan ahora sus vacaciones, y depende de dónde estén, aún pueden disfrutar de días playeros y soleados.
Por si sois de vacaciones "findeveraniegas", y os apetece tejer algún bichillo típicamente marino, os voy a dejar en las próximas dos entradas patrones de pulpos de dos diseñadoras; diferentes estilos, pero igual de bonitos todos ellos.
Y lo mejor de todo es que son patrones gratuítos, bastante sencillos de tejer y además no necesitan demasiado material, por lo que podemos utilizar restos de hilados que nos queden por casa.
¡Ánimo y a tejer, que aún queda verano!.
🐙🐙🐙🐙🐙🐙🐙🐙🐙🐙

El primero de los patrones es el de éste pulpo precioso que nos ofrece Arte Friki.
Es muy sencillo de tejer y además, Xandra nos lo explica muy bien en su Video-tutorial.


Para mi pulpo he utilizado una madejita de mezcla de algodón y poliester (80%-20%) de 50gr y unos 85m. Es el Eco Cotton de Hilaturas LM. La etiqueta indica usar agujas de 3-4 mm, y yo he usado ganchillo de 3mm. Tenía varias madejitas de este algodón sin usar porque no me llegaban para proyectos más grandes, y ésta ha sido una buena manera de darles uso. Con una madejita he podido tejer 2 pulpos. Si os fijáis en las fotos os podréis hacer una idea del tamaño final.


Unos ojitos de seguridad de 6 mm y un poco de hilo de bordar para darle expresión y... ¡ya está listo!. Y lo bueno es que lo podéis personalizar como queráis... podéis convertirlo en sonajero, en compañero de cunita, en juguete para el cochecito, colgarlo en el capazo para la playa... o lo que se os ocurra.




¡Nos vemos dentro de poco con más pulpos!.


martes, 14 de agosto de 2018

Tejer veraniego... Ilustraciones

¡Hola!. No sé si con el calor os apetece mucho tejer. Yo voy por días...
Os dejo con unas cuantas ilustraciones tejeriles muy veraniegas. Seguro que más de una (y de uno) se siente identificado.


Fuente


Fuente


Fuente


Fuente


Fuente


Fuente


¡Hasta pronto!

lunes, 30 de julio de 2018

Volveré...

Hace algo más de dos meses fue el sexto cumpleblog de "La calle de la abuela". Unos días antes de que se cumpliera (el 13 de Mayo), os solté una parrafada sobre lo que sentía con respecto al uso que hacen ciertas personas del blog y de lo que en él publico (podéis leerla aqui). Estaba triste y enfadada. Todavía lo estoy... un poco.

Pero en éste tiempo han pasado en mi entorno muchas cosas de esas que nadie quiere que pasen, y he pensado que en esta vida hay que buscar esos pequeños momentos o rincones que te dan algo de alegría e ilusión. Y mi blog es uno de ellos.
Así que, a pesar de que la gente de la que hablaba en la entrada anterior va a seguir haciendo lo que hace, he decidido seguir con mi pequeño rincón, mi querido blog "La calle de la abuela"...

No sé cada cuánto publicaré, no sé ni siquiera si tendré algo interesante que publicar, pero me pasaré de vez en cuando, aunque sólo sea para saludaros.

Quiero agradecer a todas las que habéis dejado un comentario en la entrada anterior vuestras palabras y vuestro apoyo. Sé que lo decís de corazón y aprecio sinceramente que estéis ahí.

Nos vamos viendo ¿ok?.

PD: El título de la entrada ha sonado un poco "Terminator"... ¿no?.

sábado, 5 de mayo de 2018

Una reflexión...

Aunque estoy medio desaparecida y el blog está en stand-by desde enero, no quiero dejar pasar el día de hoy sin asomarme por aquí. Y os preguntaréis ¿qué tiene de especial el día de hoy?. Pues que dentro de muy poco es mi ¡sexto cumpleblog!, y eso me hace pensar por enésima vez en algo que me ronda hace tiempo.

No sé si mi querido blog llegará a ver muchos más cumpleblogs, a veces creo que sí y otras que no. Tengo un pupurri de sentimientos mezclados.

Hay un poco de desilusión, de decepción, por cosas que veo y me entristecen (falta de respeto por mi trabajo básicamente), cara dura, gente aprovechada, gente que aún piensa que por ser algo gratis ya vale todo... Son cosas que te minan un poco.

Y por otra parte, te encuentras con personas amables, agradecidas, respetuosas, que aprecian y valoran el trabajo que hay detrás de cada contenido, de cada patrón... Personas a las que no les cuesta pedir permiso para lo que sea y te mandan una foto o un comentario... Y me encanta ver trabajos hechos con mis patrones, y los muestro con orgullo en mi Pinterest; y me gusta leer vuestras traducciones, porque sé que así van a llegar a muchos más que desde sólo mi rincón. Son cosas con las que te sientes más que pagada. 
Porque hoy por hoy, yo no saco beneficio económico del blog, cero patatero. Pero no me importa que otros saquen algún eurillo de los trabajos que hacen con mis patrones. Encantada si puedo ayudar. Pero eso si... con respeto.

Sé que no soy lo más de lo más, ni una súper artista ni una súper influencer, y nunca lo voy a ser. Soy sólo una artesana que hace las cosas con verdad, cariño e ilusión, pero que, como todo el mundo (creo), tiene su pelín de orgullo y amor propio. Y me parece muy triste tener que estar detrás de cierta gente, reclamando como una pordiosera (perdón, tal vez no sea la mejor manera de decirlo), para que te reconozcan tu autoría y tu trabajo. Y con suerte te contestan y lo corrigen, porque en ocasiones pasan olímpicamente de ti; y son precisamente los que pasan los que más partido sacan de tu esfuerzo.

Y estoy escribiendo ésto y pensando a la vez que no merece la pena publicarlo, que lo mejor es dejarlo pasar y seguir en el mundo de Yupi, donde todos somos súper buenos y súper chachis... porque, total, ¿a quien le va a importar lo que diga una bloguera de tres al cuarto?... Y segun acabo esta frase pienso que no, que lo tengo que decir porque así lo siento.

Pero a la vez vuelve mi pensamiento "dual"... no todo el mundo es igual, venga, sigue, aunque sea por esas pocas personas que se lo merecen.

De sobra sé que ésto os ha pasado a más de una (y de uno), así que creo que entenderéis el "maremagnum" de mi cabeza.

Seguramente el próximo día 13 de Mayo (que es el cumpleblog), publique algo, comparta un patrón y hasta puede que os cuente una historia... no sé. Porque en el fondo disfruto con mi blog.
Y porque, a lo mejor, ésto es sólo un rabieta.

Ya veremos.